Publicador de contenidos Publicador de contenidos

« Atrás

MIEM-DNPI reconoció a joven ingeniera premiada por OMPI y UIT por invento para detección temprana de fiebre aftosa

La Dirección Nacional de la Propiedad Industrial (DNPI) del Ministerio de Industria, Energía y Minería (MIEM) realizó una ceremonia de reconocimiento a la joven inventora uruguaya María Victoria Alonsopérez Lanza, ingeniera eléctrica que, en el marco del Concurso para Jóvenes Innovadores de la Organización Mundial de la Propiedad Intelectual, obtuvo el Premio al Mejor Inventor Joven 2013, como recompensa a su labor creativa y su contribución al desarrollo nacional.

Su invención titulada "Elemento y método para alertar sobre la temperatura y ubicación del ganado en forma remota y autónoma" tiene una enorme importancia para la detección temprana de la fiebre aftosa. Por este invento, Alonsopérez también fue una de las ganadoras de la Competencia para Jóvenes Innovadores de la Unión Internacional de Telecomunicaciones (UIT) en 2012.

A la ceremonia, desarrollada en la Torre Ejecutiva, asistieron el director general de Secretaría del MIEM, Gustavo Fernández Di Maggio, y el titular de la DNPI, Alberto Gestal.

 

Innovación

Durante el acto, Alonsopérez agradeció el reconocimiento del MIEM, al que definió como un "honor" y una gran responsabilidad para redoblar esfuerzos y llevar a cabo el proyecto por el que fue galardonada por la OMPI –a propuesta de la DNPI- y la UIT. La ingeniera afirmó que este sistema traerá beneficios a la productividad el país y la región, e incluso ha despertado interés en otros continentes, como África.

Alonsopérez se mostró convencida de que la tecnología puede mejorar la calidad de vida del país, y recordó que llegó a este invento luego de un largo proceso de estudios cuyo germen fue el interés despertado ante la epidemia de fiebre aftosa que sacudió al Uruguay a principios de la década del 2000, durante su adolescencia.

La inventora dijo que, luego de obtener los galardones de UIT y OMPI, cofundó la startup Ieetech, proveedora de innovaciones tecnológicas, para poder concretar su invento, que actualmente cuenta con varios interesados.

Añadió que el reconocimiento realizado este miércoles "constituye un elemento muy importante de empuje y de proyección hacia el futuro" y deseó que demuestre "que no hay límites en las posibilidades del conocimiento", particularmente para quienes piensan que Uruguay "está lejos de los centros tecnológicos". "Este es un ejemplo de que sí se puede", afirmó.

Por su parte, Gestal destacó la invención de Alonsopérez como una aplicación "novedosa" para el campo de la salud animal, y confió en que esta distinción sea un estímulo para la labor creativa en nuestro país, particularmente para los investigadores que contribuyen al desarrollo de la estructura industrial basado en la innovación, una de las metas del MIEM.

Para finalizar la parte oratoria, Fernández Di Maggio felicitó a Alonsopérez por haber inventado un sistema que "concuerda" con las políticas del MIEM de innovación dedicada al desarrollo productivo.

El director general de Secretaría recordó que una de las conclusiones a las que se llegó en la Conferencia General de la Organización de las Naciones Unidas para el Desarrollo Industrial, desarrollada en Perú a comienzos de mes, es que la innovación en materia de telecomunicaciones aplicada a la industria, la energía y la producción agropecuaria es la clave para el desarrollo sustentable y la mejora de la calidad de vida de toda la población.

 

El invento

En una rueda de prensa realizada luego de la ceremonia, Alonsopérez explicó que el invento es un sistema que puede detectar cambios en la temperatura de los animales a distancia, e indica la posición exacta en la que se encuentra el animal. De este modo, se pueden detectar cambios fisiológicos en los animales y detectar enfermedades tempranamente. Asimismo, el sistema se está adaptando a la lucha contra el abigeato.

Para ello, se coloca en las vacas un dispositivo que puede enviar información acerca del estado de salud del animal a un servidor. Se trata de un collar más un chip implantable.

Añadió que Ieetech está desarrollando el prototipo, con fondos de la Agencia Nacional de Investigación e Innovación (ANII). La ingeniera aseguró que se trata de un sistema bastante económico, por lo que podrá ser utilizado por cualquier productor rural.

La meta es que el invento llegue al mercado en 2014. Todavía se desarrollan las pruebas finales.

 

Acceda a la galería de fotos: http://www.miem.gub.uy/web/guest/album?set=72157638791552766

 

18/12/13